Gobierno quería eliminar informe de violaciones de derechos humanos realizado por la ONU

El gobierno de Duque “quería borrar completamente mi informe”, dijo a Semana el relator especial de las Naciones Unidas sobre las situaciones de los defensores de los derechos humanos.

El Relator Especial Michael Forst fue rechazado además de ingresar al país mientras estudiaba la situación de los defensores de derechos humanos en Colombia, informó Semana.

-------------Anuncio-------------- --------- Fin del anuncio ----------

El Ministerio de Relaciones Exteriores disputó ferozmente una versión preliminar del informe para 2018 cuya versión final se presentará en Ginebra el 4 de marzo en una carta enviada a la Asamblea General, según  información de Semana.

Según Semana, la carta del gobierno de 20 páginas decía que Forst buscaba “examinar si el Estado está facilitando un entorno seguro y de apoyo para los defensores” de los derechos humanos y “observar los esfuerzos de la nueva administración”.

Si es así, Duque se enfrentará a un mayor desprecio internacional ya que los fracasos de su administración son dolorosamente evidentes.

El Ministerio de Relaciones Exteriores se opuso al uso que hace el relator de la ONU de la información independiente proporcionada por las ONG colombianas e internacionales mientras omite “informes y fechas producidas por entidades estatales”, informó Semana el mes pasado.

Duque ha distorsionado constantemente la verdad, haciendo que las estadísticas del gobierno sean poco confiables.

-------------Anuncio-------------- --------- Fin del anuncio ----------

“Cuando me enteré de los comentarios del gobierno, sentí que querían borrar mi informe por completo”, dijo Forst a Semana.

Forst y Semana confirmaron cómo las relaciones entre el gobierno del presidente Iván Duque y la ONU se ha deteriorado desde que el presidente asumió el cargo en agosto de 2018.

Las tensiones entre la ONU y los Estados miembros son comunes, pero en el caso de Colombia se ha vuelto particularmente problemático en relación con la verificación de elementos del proceso de paz en curso que se opone a los intereses fascistas del Centro Democrático de Duque

De acuerdo con la politóloga Laura Gil, los intentos del presidente por mantener a la ONU fuera son un ‘eterno deja vu’. Para la politóloga el ‘intento de censura’ de Duque va más allá que el de su lider político, el ex presidente Alvaro Uribe .

El gobierno de Duque está “cerrando las puertas, cerrándose del escrutinio. Pero Uribe nunca actuó así. Le hizo pasar un mal rato a la ONU, pero mantuvo la calma. Este gobierno no lo es “, dijo Gil en un debate.

-------------Anuncio-------------- --------- Fin del anuncio ----------

Durante el año pasado, la administración de Duque se enfrentó con la oficina de derechos humanos de la ONU y limitó el mandato de la Oficina de Drogas y Crimen.

Ambas oficinas verifican elementos del proceso de paz que, según las ONG, el gobierno no cumple.

Las agencias de la ONU también han estado proporcionando datos que contradicen las afirmaciones del gobierno o demuestran el fracaso de las políticas.

Las ONG colombianas se han pronunciado en apoyo de la ONU.

Deja un comentario